tienda polo ralph lauren Manual de estilo para ejecutivos al sol

ralph lauren blue Manual de estilo para ejecutivos al sol

Aunque el tránsito sea menos tupido, los restaurantes lugares más tranquilos y las noches cálidas tengan otro sabor, los veranos en la ciudad siguen siendo un desafío para quienes deben seguir trabajando en los meses de calor. Pero pese a que los cuerpos se descubren y los manuales de etiqueta otorgan ciertos permisos, a la hora de hacer frente a una jornada de trabajo en la oficina, hay límites y consejos que no hay que desatender. Expertos de algunas de las principales marcas de ropa dan sus máximas para estar a tono con la estación y las obligaciones del mundo corporate.

“En verano el friday casual se extiende un poco más. El empresario se anima a colores más atrevidos y las camisas multirrayas, un ícono de Ralph Lauren. Se pone linos y pantalones chinos de gabardina con zapatos muy bajos, sin medias. Es el look preppy americano, del yuppie de nuestra época, una mezcla entre sobrio y divertido a la hora de combinar colores”, dice Fabio Alonso, store manager de Mansion Ralph Lauren de la Argentina. Los tonos del verano de la casa son amarrillo, mango, verde, rosa y púrpura. “El ejecutivo argentino tradicionalmente es formal. Pero los empresarios nuevos tienen otra estética”, apunta. Para Ralph Lauren algo muy claro que va contra su imagen es la combinación blanco y negro o vestirse todo de negro.

Para Mariano Giesso, en verano hay dos cuestiones fundamentales que operan a la hora de elegir vestuario, las climáticas y el estado de ánimo. “La gente puede dejar de usar saco y realiza más cambios de ropa. Por otro lado, todos quieren sentir que forman parte del grupo de veraneantes aunque sigan trabajando”. Esta temporada, coincide, se vieron más camisas de lino y pantalones en colores claros. “Se incorporó la posibilidad de vestirse de lino a la hora de ir a trabajar. El color juega en la corbata o una raya en el traje, en tonos ácidos como celeste o verde manzana”, sentencia.

En cuanto a las mujeres ejecutivas, “se acostumbran las sandalias, sin medias, y los linos, flores y remeras son mejor vistas. En Estados Unidos el estilo corporativo es muy formal y en Nueva York, por ejemplo, las mujeres usan medias todo el ao”, cuenta Giesso. Eso sí, “en la ciudad se usan zapatos y camisas, definitivamente”, apunta.

“En la Argentina, en función del clima, sobre todo el de Buenos Aires, se deja de usar corbata durante el verano. En los últimos tiempos se puso de moda el ambo con camisa abierta, aunque no para las reuniones importantes. El ambo puede ser de colores claros o negro, y la camisa, lisa”, dice el presidente de Christian Lacroix, Mario Siganevich. Si hace mucho calor, se puede dejar de lado el saco y elegir un pantalón sport y una camisa elegante. Los colores en general son muy tenues y pálidos, “nada de combinaciones altisonantes. Además, no está bien visto usar remera o chomba para ir a trabajar, siempre camisa manga larga”, dice Siganevich.

También en Emporio Armani sostienen que cuando un ejecutivo acostumbra a usar traje y corbata en invierno, mantiene ese estilo durante todo el ao. En verano, a lo sumo, se puede desprender de la corbata, pero sigue usando saco.

En esta época del ao, sin embargo, “el saco se desestructura totalmente. Se alivianan las telas, por ejemplo, y aparecen texturas como el algodón, lino, seda y las combinaciones entre ellas. Además, se incorporar trajes con cortes más innovadores. Entre las propuestas de Armani para el verano se destacan los trajes ligeramente entallados para los ejecutivos jóvenes y el clásico de tres botones para ejecutivos maduros”, dicen en la casa.

De todos modos, la forma de vestir en la oficina depende mucho del área en la que se trabaje y de los ambientes laborales. “Si es un lugar como una agencia publicitaria o artística, la forma de vestir depende mucho del estilo personal y se puede ser mucho más libre y creativo. Hoy en día no se ve mal soltarse un poco para los viernes casuales, esto no quiere decir que faltaremos el respeto en la oficina vistiendo demasiado informal, mostrando ombligos o con escotes muy pronunciados”, dice María Elena Berberian, marketing manager de Tommy Hilfiger Latin America.

Lo que ellas quieren

Los zapatos suelen ser un punto de extrema atención. “Por lo general vemos que en Estados Unidos usan zapatillas para caminar largos trechos y al llegar a la oficina se las cambian por zapatos más elegantes”, cuenta la experta, quien parece describir una escena de la película Secretaria Ejecutiva. “Es cuestión de mirarse al espejo y ser autocrítica. La ejecutiva actual puede jugar con su guardarropa, pero debe recordar siempre que trabaja en un medio importante y debe reflejar una imagen de credibilidad”, remarca Berberian.
tienda polo ralph lauren Manual de estilo para ejecutivos al sol